Con su última actualización de seguridad, la firma se ha librado del virus que bloqueaba tanto los teléfonos como las tablets y ordenadores de la compañía.

La compañía Apple ha dado finalmente una buena noticia a todos los usuarios de sus teléfonos iPhone, así como a los de sus iPad y ordenadores Macintosh, después de una dura temporada marcada por la crisis de las baterías defectuosas -que llevó a la compañía a rebajar la potencia de los teléfonos sin previo aviso- y también por los diversos virus que han atacado sin piedad a su sistema operativo.

Y es que como ha confirmado ahora la firma de Cupertino, la última actualización de seguridad que puso a disposición de sus clientes para neutralizar el efecto de dichos ataques -que provocaban que los terminales se quedaran ‘congelados’ de forma indefinida- ha resultado ser todo un éxito, por lo que la empresa se ha liberado finalmente de una de las graves amenazas sufridas en los últimos tiempos.

Según el comunicado que ha lanzado Apple a principios de esta semana para informar sobre tales novedades, los problemas experimentados a lo largo de los últimos días por numerosos dispositivos tenían su origen en un “fallo de memoria” causado intencionalmente por los responsables del virus, descrito por el portavoz de la compañía como un elemento desestabilizador “elaborado con malicia”.

Al margen de este triunfo que, sin duda, habrá dejado muy aliviados a los principales directivos de la empresa y a sus clientes, por el momento no parece que Apple vaya a alterar sus planes de retrasar el lanzamiento de la nueva versión de su sistema operativo hasta haber rediseñado por completo todos aquellos aspectos de la programación relativos a la seguridad, teniendo en cuenta que hace dos semanas se filtraron datos muy comprometedores sobre ciertos elementos del software que, probablemente, iban a ser reutilizados para la próxima actualización.

Es por ello, que aconsejamos a nuestros clientes, que actualicen su dispositivo iOS a la última versión de este, 11.2.6.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *